¿Cada cuánto tiempo es bueno depilarse y cuándo cambiar la maquinilla?

La forma de rutina de depilación es más importante que la frecuencia. Configura la frecuencia y forma correcta para evitar la irritación al depilarse.

¿Con qué frecuencia es recomendable depilarse y cuándo hay que cambiar la cuchilla?

No hay una frecuencia establecida de depilación. Depende totalmente de ti, de si lo haces cada día o de vez en cuando. Cómo te depiles es más importante que con cuánta frecuencia lo hagas. A continuación, te detallamos una guía de cuándo depilarse para tener una experiencia mejor.

¿Hay un límite de cuándo debería depilarse una mujer?

La frecuencia depende de tu genética y de tu resultado final preferido. Generalmente, recomendamos depilarse cada dos o tres días si quieres una depilación impecable; de tres a cinco días si quieres un estilo o recortado simple; y si quieres dejarte crecer el vello, entonces, debes dejar de depilarte.

Lo rápido que crece el vello depende de la zona del cuerpo. Por ejemplo, el vello de las axilas tiende a crecer un 50 % más rápido que el de las piernas, lo que significa que necesitarás depilarte las axilas con más frecuencia si quieres mantener una sensación de depilación impecable.

¿Cuándo no debería depilarme?

Si tienes una herida abierta, una lesión cutánea o sarpullido, considera posponer la depilación hasta que tu piel se haya recuperado. Cuando tu piel es más vulnerable, aumenta el riesgo de infección, especialmente, si te haces rasguños a la hora de depilarte. Del mismo modo, si tienes una irritación molesta o pelos enquistados, debes esperar hasta que la piel se recupere antes de depilarte de nuevo para evitar que se irrite más.

¿Cómo puedo evitar la irritación de la piel al depilarme?

Depilarse correctamente ayuda a proteger tu piel de la irritación. Ten en cuenta que un método de depilación correcto dependerá de dónde te depiles. Aprende más sobre cómo depilarte las piernas, las axilas, los brazos, la cara o cejas o la zona de las ingles. A continuación, te detallamos las mejores prácticas independientemente de qué zona te depiles.

Hidrata tu piel con un baño o ducha caliente durante unos minutos antes de depilarte. La exfoliación puede también ayudarte a preparar tu piel para la depilación al eliminar cualquier resto de células muertas. Utiliza gel de depilación para preservar la hidratación y ayudar a deslizar tu maquinilla más fácilmente. Aplica hidratante, preferiblemente sin alcohol, y después depílate para ayudar a mantener tu piel hidratada. Y utiliza siempre una maquinilla limpia y afilada. Utilizar una desafilada aumenta las probabilidades de rasguños, enrojecimiento, pelos enquistados e irritación de la piel.

¿Con qué frecuencia debo cambiar las hojas de la maquinilla?

Cuando están desafiladas quiere decir que ha llegado el momento de cambiarlas. Si tu maquinilla da tirones, sientes que es áspera sobre tu piel o notas que tu piel se irrita más de lo normal después de la depilación, es hora de cambiarlas. La frecuencia para cambiar las hojas depende realmente de la frecuencia de la depilación. La mayoría de las mujeres consiguen su mejor depilación:

Si te depilas…Considera cambiarlas
DiariamenteCada 1 o 2 semanas
Cada 2 díasCada 2 o 3 semanas
2 veces a la semanaCada 4 o 6 semanas

¿Cómo puedo hacer que las hojas de mi maquinilla duren más?

La textura de tu vello y la frecuencia de la depilación afectan a la longevidad de las hojas de tu maquinilla, pero también un cuidado adecuado puede ayudar a mantener las hojas nuevas y afiladas durante más tiempo.

Asegúrate de que tu piel esté bien hidratada. El vello húmedo puede cortarse más fácilmente y con menos fricción al depilarse que el vello seco. Cuanta más fricción, más rápidamente se desafilarán las hojas.

Aclara la maquinilla después de cada pasada para evitar que se queden restos secos de gel de depilación y pelos en las hojas. Asimismo, limpia tu maquinilla y déjala secar por completo al terminar la depilación.